1.3k 0

¿Quieres iniciarte en el mundo de los podcasts? Con una línea de crédito puedes comprar todo lo que necesitas

Con la evolución de internet empezaron a surgir muchas formas diferentes de comunicar, entre ellas los podcasts. Las redes los han puesto al alcance del público internacional, y han ganado mucha fama con porque con ellos se pueden compartir y descubrir nuevos intereses.

Los podcasts, programas similares a los de radio, previamente grabados y con disponibilidad constante, han revolucionado el universo de la comunicación alrededor del mundo. La posibilidad de escuchar nuestros programas favoritos cuando lo queramos es un cambio importante con respecto a la programación de radio tradicional, cerrada y estructurada.

Cada vez son más las personas que buscan transmitir sus ideas y conocimientos por medio de plataformas como Spotify o iTunes, con la perspectiva de no solo entrar en contacto con un público potencial, sino también de poder ganar dinero haciendo lo que les gusta.

Más libertad y menos publicidad

La ventaja principal que tienen los podcasts como plataforma es que están mucho menos limitadas que el formato de radio tradicional. Esto se manifiesta tanto en la variedad de los contenidos que se pueden encontrar, que pueden abarcar desde clases de inglés hasta el cine de terror, como en la duración de las emisiones, disponibles en todo momento sin cortes publicitarios.

Por ello, es un espacio que es cada vez más utilizado por todo tipo de personas: periodistas que quieren llevar adelante su tarea sin condicionamientos económicos, expertos en sectores que no encuentran espacio en los medios tradicionales o personas que simplemente quieren compartir su vida y sus experiencias con otros oyentes. Sin importar cuál sea la motivación que te lleve a querer empezar tu propio podcast, es seguro que encontrarás un ámbito ávido de ideas innovadoras en donde la libertad de expresión es una característica fundamental.

El problema principal para los novatos es el acceso al material. Pese a que cualquier persona con un teléfono o un ordenador puede grabar sonido desde casa, lograr una transmisión de calidad es un proceso mucho más arduo. Se requieren buenos micrófonos para registrar el audio y un equipo potente para trabajar en la edición del producto final. Cuando la intención es transmitir en vivo a través del streaming de audio, las exigencias de calidad y latencias de los productos son todavía mayores, así como su coste.

Para alcanzar el sueño de tener un podcast propio, puede que necesites recurrir a la ayuda de un financiamiento extra. Entre los diferentes instrumentos financieros disponibles en el mercado, una línea de crédito inmediata puede ser la opción más cómoda y flexible.

¿Qué es una línea de crédito?

A diferencia de un préstamo personal tradicional, las líneas de crédito tienen un funcionamiento similar al de las tarjetas de crédito. Es decir, puedes solicitar un importe determinado de dinero, que puede alcanzar algunos miles de euros, y recibir una aprobación de la entidad para utilizarlo cuando lo necesites. Cuando solicitas una línea de crédito no estás obligado a usar la totalidad del dinero, sino que puedes hacer uso del saldo a medida que lo necesites.

La ventaja de esta modalidad es que te permite tener a mano un crédito sin la necesidad de usarlo inmediatamente o pagar intereses por el total de su valor. Cuando se trata de iniciar un podcast, tomar un préstamo puede ayudarte a comprar un set de micrófono y ordenador básico, lo mínimamente indispensable para comenzar. Con el paso del tiempo, puedes aprovechar el crédito restante para comprar equipamiento extra o de mayor calidad.

Otro punto positivo es que los tiempos de aprobación para las líneas de crédito inmediatas son muy bajos. Tras completar la solicitud en la web de la entidad, el dinero se te adjudica como máximo en un par de días. De esta forma, cuando pienses en ponerte manos a la obra y a comenzar a grabar podrás pedir un préstamo y comprar todo lo necesario en el lapso de unas pocas horas.

Un aspecto negativo a tener en cuenta sobre estos instrumentos es su elevada tasa de interés. Si bien no debe pagarse el coste de financiación sobre el dinero que no se utiliza, una vez que emplees parte del saldo debes estar en condiciones de pagar las cuotas correspondientes en el plazo estipulado.

Alf

Propietario de www.faq-mac.com.

Deja una respuesta