La era del Mac mini

De una manera sutil, mientras todo el mundo anda deslumbrado por el “brilli-brilli” de los diferentes sabores del M1 y la expectativa que anticipa las glorias de computación que traerá el M2, Apple ha dado un giro a su estrategia a la hora de vender ordenadores, especialmente de escritorio.

Tradicionalmente los ordenadores de Apple se podían clasificar en tres categorías: los que no tienen pantalla (Mac mini y Mac Pro, los extremos de las líneas), los que unían ordenador y pantalla (iMac y MacBook) y los que son sólo pantalla (iPhone, Apple Watch y iPad) -me vais a permitir que excluya Apple TV, aunque iría la primera categoría.

Sin embargo, con la eliminación del iMac Pro y la aparición del Mac Studio, esa tradición se ha alterado.

Un poco de historia

Es fácil olvidarlo, pero el primer Macintosh ya era un ordenador “todo en uno”, una constante en la historia de Apple que, por supuesto llega hasta el iMac Bondie Blue, que marcó el resurgimiento de Apple y nos trae hasta nuestros días con los iMac de colores.

Apple no puede entenderse sin la simplificación para el usuario que supone eliminar todos los cables que conectan la CPU y la pantalla, como el cable de vídeo, la alimentación de la pantalla, etc.). La extrema sencillez que suponía conectar un único cable para que todo el ordenador estuviera listo ha sido durante décadas la tarjeta de presentación de Apple, y el epítome de su filosofía empresarial: tecnología para el resto de nosotros.

Los Mac “sin cabeza”

Los ordenadores que no tienen pantalla han sido habitualmente, no diré residuales, pero si poco atractivos para Apple.

Durante años el Mac mini languideció sin renovaciones ni actualizaciones, hasta el punto de pensar que Apple podía eliminarlo de su línea de productos, y qué decir del Mac Pro, cuya presencia sólo puede tratarse de errática.

Cuando hay una actualización, toda la directiva de Apple salta al unísono para asegurar su respaldo y compromiso con la línea profesional, sólo para inmediatamente volver a caer en el mutismo y que no se vuelva a mencionar nada durante años. Ni que decir tiene que los pensamientos ominosos sobre el destino de Mac mini se multiplicaban por mil sobre el futuro del Mac Pro… hasta los últimos diez segundos de la keynote Peek Performance, donde Apple reconoció que el Mac Pro tendría su propio capítulo en la historia de Apple Silicon.

Si vemos la imagen superior, parece claro que hay unos huecos para introducir modelos intermedios. Entre el Mac mini de 700$ y el Mac Studio de 2000$ cabe perfectamente otro modelo (¿Mac mini Pro?) y en el Mac Studio de 2000 y el Mac Pro de 6000 cabe otro modelo por 4000$ (bien un Mac Studio Pro o bien un modelo básico de Mac Pro y luego un modelo superior por los 6000$ que conocemos).

Personalmente, dada la afición de Apple por la coherencia, creo que es más factible una línea intermedia de “Pro” -donde Pro quiere decir “superior”- en la línea de Mac mini Pro, Mac Studio Pro, Mac Pro (1200$, 4000$, 6000$) que los problemas de nomenclatura que les daría tener dos Mac Pro (¿Mac Pro y Mac Pro Pro?)

Tal vez este vistazo a la línea de Mac nos de más pistas sobre las intenciones de Apple.

El problema con los monitores

Tal vez la razón de que el iMac haya visto reducida su línea (aunque sólo sea momentáneamente) tenga mucho que ver con dos factores:

  • Switchers: Como Apple ha señalado en su última presentación de resultados, casi el 50% de los compradores eran nuevos en la plataforma. Es decir, la gran mayoría venían de usar un ordenador de la competencia. En el caso de los Mac, esto quiere decir que la mayoría de los compradores ya tenían en sus casas monitores, teclados, etc. No necesitaban que Apple les vendiera un nuevo monitor.
  • Monitores: es probable que Apple vea que no puede competir en precio con los Samsung, LG, HP, etc. y si quiere competir en calidad, entonces el precio lo coloca por encima de lo que la mayoría de los usuarios están dispuestos a pagar.

Esto se traduce en un obstáculo real para aquellos que vienen del mundo del PC. Por un lado ya tienen un monitor que pueden/quieren seguir usando y por otro los monitores de Apple son caros para lo que ellos necesitan.

La solución es (era) obvia

La mejor decisión entonces es meter el cuchillo separando el monitor de la CPU. Ofrecer ordenadores “sin cabeza” en todos los rangos de precio y que el usuario se compre el monitor que desee, si lo necesita.

Tal vez por eso se rumorea que Apple también está trabajando en expandir su línea de monitores, tanto por arriba como por abajo, de forma que aquellos que -una vez tomada la decisión de pasarse a Mac- quieran ponerse un escritorio “cuqui”, es decir, con el monitor y la CPU a juego, diseñado por Apple, puedan hacerlo.

Aquellos que quieran aprovechar la inversión que ya tienen en periféricos, podrán seguir haciéndolo, aunque, por supuesto, los ordenadores de Apple parecerán una obra de arte rodeada de cables para conectar todo y negro, mucho negro… lo que inevitablemente (al menos en el esquema de Apple) les irá invitando a ir convirtiendo poco a poco todo a productos con la manzana.

Así que es posible que estemos entrando en una era en la que los focos se los lleven las CPU y el iMac se quede, por primera vez desde que se presentó, relegado a los cuartos de estudiantes y jubilados, que buscan ocupar poco espacio y sencillez de configuración.

O tal vez siempre fue así… ¿Qué piensas?

Alf

Propietario de www.faq-mac.com.

0 0 votos
Article Rating
Subscribe
Notify of
3 Comments
Oldest
Newest Most Voted
Opiniones Inline
Ver todos los comentarios
Queimacasas
Queimacasas
5 months ago

Pues siempre ha sido así… pero que ha pasado ahora? Por qué han abierto por fin la puerta a las “torres”? Por qué han completado su gama? Como no haya sido un “por qué no?” No creo que piensen sustituir ya los monitores por los cascos de VR pero es otra opción de futuro

doolittle_mx
doolittle_mx
5 months ago

Es interesante lo que está pasando, y sin información solo nos queda especular. Creo que en Apple se han de ver dado cuenta que las iMac de pantalla grande a un precio mayor a los que tenían ya no iban a ser atractivas para los “nuevos consumidores” y que era difícil sacar al mercado una iMac con pantalla grande con procesadores de la serie M a un precio “aceptable” para los consumidores. 

 

Que muchos de los compradores de equipos de escritorio estaban tomando las Mac mini, y por eso han decidido sacar un equipo intermedio entre el Mac mini y el Mac pro.

Es posible que el auge de los equipos de escritorio se vea influido por el trabajo remoto derivado de la crisis sanitaria, y que eso ha ocasionado que las personas no puedan gastar mucho en equipos “todo en uno”.

La diferenciación de productos, mini, studio, Pro sirve para que Apple pueda extraer más ganancias. Aquellos usuarios que querían una Mac de escritorio, que no se convencían por una iMac, se quedaban con la Mac mini. Con la Mac studio, Apple ofrece un producto para i) atraer a algunos posibles compradores de una Mac mini que gasten un poco más, ii) ofrecer un producto para los consumidores a los que el Mac pro se ha vuelto un producto inaccesible, casi todo el mundo. 

 

Creo que la Mac studio es un experimento, y que Apple lo lanzó para ver como respondía el mercado. Si la demanda es conforme a su estimación, o superior a sus proyecciones, Apple no lanzara una Mac mini “pro”, sino que dejara un espacio sin ocupar. Si las ventas no son como esperaba Apple, no dudaría que en la WWDC, o a fin de año Apple lance una mac mini con M1 pro. 

 

Si de alguna forma Apple logra que el mercado de las Mac de escritorio crezca, es posible que veamos una iMac de pantalla grande en un par de años, mientras podrá amortizar la inversión en desarrollo de los equipos actuales, y esperar que los mercados de suministros se calmen. 

 

Como nota final, con la inflación actual, dudo que volvamos a ver equipos con los precios de los años pasados. 

Juan1122
Juan1122
5 months ago

El Imac 24″ (el de colorines) es el producto actual para el perfil de cliente genérico. Es perfecto, simplicidad, diseño, pantalla, cámara, sonido etc. No cabe discusión ninguna en mi opinión que entremos en ninguna era. Lo que no entiendo es cómo han tardado tanto en actualizar estos equipos. Los han vendido desfasados durante años aprovechándose de la ignorancia de clientes creyéndose de que como es Apple es un buen producto.

3
0
Me encantaría saber tu opinión, por favor, deja un comentariox
()
x