En la primera beta de OS X 10.11 El Capitan, Apple hizo algunas modificaciones en el sistema que evitaban en cierta medida la instalación desde una memoria USB, aunque en posteriores betas y en la versión final se recuperó el método tradicional para crear un instalador desde una memoria o disco USB. En macOS Sierra, desde la primera beta, este método tradicional desde el Terminal está disponible.

La creación de un instalador de macOS Sierra beta 1 en una memoria USB mantiene el método tradicional de creación por lo que si estás interesado en crear este tipo de instalador, muy útil por otra parte, necesitarás una memoria USB de al menos 16 GB, que quedará totalmente cautiva para este uso, aunque podrás reformatearla más adelante para poder utilizarla para otras tareas (eliminando, está claro, el instalador).

El proceso es sencillo, abre el Terminal y ejecuta el comando:

sudo /Applications/Install\ 10.12\ Developer\ Preview.app/Contents/Resources/createinstallmedia --volume /Volumes/nombre_memoria_USB --applicationpath /Applications/Install\ 10.12\ Developer\ Preview.app --nointeraction

Hay varios detalles a tener en cuenta si no estás acostumbrado a este proceso:

  • El instalador de la beta debe estar ubicado en la carpeta Aplicaciones, que es, por defecto, donde se descarga el instalador.
  • Debes especificar la ruta de acceso a la memoria USB desde Volumes/nombre_memoria_USB
  • Una vez terminado el proceso, que lanza diferentes mensajes en el Terminal, podrás utilizar este instalador en cualquier Mac compatible para la instalación de macOS Sierra beta 1 pulsando la tecla ⌥ y seleccionado esta unidad de almacenamiento para la instalación.

Recordar que macOS Sierra beta 1 es una beta y además muy temprana, por lo que su uso está destinado a evaluación y nunca a ordenadores de producción y que nos vamos a encontrar inconsistencias propias de una versión beta además de un rendimiento que no corresponderá con la versión final del software. Sé positivamente que es inútil insistir en esto, puesto que habrá usuarios que valorarán esta beta como una versión final, pero es importante recordarlo ya que estas betas están destinadas tanto al descubrimiento de errores y su posterior corrección como a la evaluación de aplicaciones por los desarrolladores sobre el nuevo sistema operativo.

In this article


Join the Conversation