MacToday gratis ¿por qué?

Esta semana la gente de la revista MacToday ha anunciado que su publicación ha pasado a ser gratuita con gran alegría por parte de muchos de sus lectores y de sus “no lectores” que ahora pueden acceder a los contenidos de la misma.

Hasta el momento, la revista trabajaba bajo un modelo de suscripción. Los suscriptores van a recuperar su inversión (lo que es estupendo) y el éxito de esta iniciativa es más que evidente vistos los problemas que he tenido para descargar un par de números (no había tenido la oportunidad de echar un vistazo a la revista) a lo largo de ayer. Servidores abarrotados. Morir de éxito, que se suele decir, y sobre todo, echar un pulso a actual mercado editorial sobre Mac que ha crecido a lo largo de los años conforme la compañía de Cupertino ha ido creciendo y pasando de ser una anécdota en el mercado de la informática a una empresa que dicta en qué dirección se va a mover la tecnología en los próximos cincuenta años.

El mercado de las revistas sobre Mac en España ha sufrido varios reveses en los últimos meses, propiciados sobre todo por la crisis y por el salto al digital. Las dos últimas víctimas han sido por orden MacWorld, la revista decana sobre Mac en España que aunque a lo largo de los últimos años había visto muy mermada su presencia en los kioscos, todavía podría haberse mantenido en pie si no hubiera sido por los recortes establecidos por su matriz, IDG. La otra revista ha sido iCreate, afectada por un ERE de Axel Springer, lo que ha dejado prácticamente desierto el mercado de revistas físicas sobre Mac en España (ambas eran ediciones impresas).

Y es que está claro que la necesidad de la inmediatez de la información por parte de los consumidores ha ido modificando los hábitos de consumo de información desde las publicaciones mensuales (que técnicamente, siempre llegaban “tarde”) a Portales, BLogs y Podcast, donde hay mucha más oferta (no necesariamente toda buena, pero es más oferta), más inmediata y con diferentes niveles de profundidad y especialización.

En mitad de este camino nació MacToday, una revista digital, mensual, apoyada en las estructuras que Apple ha creado para la distribución de prensa por suscripción. MacToday funcionaba bajo ese tipo de modelo, pero resulta sorprende que hayan decidido saltar hacia el modelo gratis, una decisión dificilísima que se ha de tomar tras una profunda reflexión sobre su actual modelo de negocio, las necesidades de expansión y financiación (que creo es la más importante), con gran cantidad de documentos de Excel en la mano y muchas noches sin dormir (literalmente).

Tanto si escalamos esta decisión a la alta como al a baja, saltar al modelo de difusión gratuito implica que se elimina la actual financiación por suscripción para acceder a otro modelo diferente: la publicidad. Nadie se debería sorprender si en los siguientes números de MacToday empieza a aparecer publicidad de empresas y servicios. Supongo que la animadversión contra la publicidad por parte de un sector de los consumidores de recursos e información Mac generará más de un debate, pero está claro que una iniciativa como MacToday (como muchas otras) necesita de financiación para sobrevivir porque “el amor al arte” suele desaparecer cuando el tiempo y los recursos necesarios para una iniciativa de este tipo sobrepasan cualquier estimación posible.

La ventaja de MacToday es que ha debido de conseguir una base de lectores lo suficientemente amplia  como para poder dar este salto, pudiendo sentarse en una mesa con cifras abultadas de descargas para negociar publicidad en condiciones interesantes para este proyecto. Las empresas (las pocas empresas) que en este momento están en situación de anunciarse solo están interesadas en una cifra: la que les permita la máxima difusión de su producto ante un target específico y bien segmentado.

Sin embargo, el modelo de financiación publicitario tiene un problema: es variable y en muchos casos, solo puede definirse tras una intensa labor comercial. Y en la situación económica en la que nos encontramos, esa labor comercial es y debe ser titánica y no reducirse exclusivamente al mercado nacional ya que la ventaja de la distribución digital implica unas cifras que rodarán entre el 70 y el 75% para el mercado nacional, un aproximadamente 15% para el mercado latinoamericano y un 10% para los Estados Unidos además de un porcentaje infinitesimal para otros países. Tratar de crecer en los mercados “overseas” es una prioridad por la mala situación del mercado español, pero la segmentación por oficinas por sectores geográficos (USA, EMEA, etc) de las marcas comerciales que pueden o podrían anunciarse es siempre un obstáculo terrible que requiere de ímprobos esfuerzos sobrepasar.

Hay quien pensará que este es un “Canto del Cisne” y un salto al vacío antes de enfrentarse ante una dramática caída en las suscripciones y una falta de financiación que impulsa a buscar soluciones de emergencia antes de verse abocados al cierre. Es una posibilidad: el modelo de negocio “gratis” siempre se puede interpretar en estas dos direcciones: o es un salvavidas o es un proyecto de futuro para crecer con todas las ventajas y los inconvenientes del modelo publicitario.

A título personal, para avanzar en el modelo de publicidad MacToday necesita un twist en el modelo de contenidos. Las colaboraciones son siempre algo estupendo y las firmas siempre atraen a los lectores que siguen a esas firmas, pero (a mi gusto, y esto es algo personal) falta profundidad en el contenido: en ocasiones más que una revista, MacToday me parece un Fanzine muy bien diseñado y tecnológicamente muy bien resuelto, pero que se lee muy deprisa y que adolece del mismo problema que las revistas impresas: llegan tarde.

Cuando tu publicación es mensual, DEBES adelantarte al mercado, y cuando resulta imposible adelantarse al mercado, tu capacidad de análisis de la situación “a toro pasado” debe ser tan valiosa e impecable como para generar a medio y largo plazo la necesidad del lector de “esperar a ver que dice MacToday al respecto”.

Cualquier adaptación del modelo de contenidos de las revistas tradicionales (cualquiera) está totalmente desfasado en un mundo digital y aunque siempre es posible darle un giro, el mainstream de los contenidos de revista debe ser revisado con frecuencia y sobre todo, debe ser brutalmente innovador e incluso experimental: la caída de algunas grandes iniciativas en este sentido, como “The Daily” con todo el poder de News Corp detrás, muestra que además del cambio de paradigma en el soporte también hay que hacer una profunda revisión en los contenidos y en la forma de presentarlos y eso es algo que requiere de imaginación, reflexión y sobre todo experimentación. A raudales.

Un artículo publicado por Carlos Burges en su Blog Personal Siempre es Peor

0 0 votos
Article Rating
Subscribe
Notify of
5 Comments
Oldest
Newest Most Voted
Opiniones Inline
Ver todos los comentarios
tarzio
tarzio
11 years ago

[b]Ambos[/b], -[b]as[/b], ya significa el uno y el otro, es incorrecto utilizarlo con el numeral dos.
*([u]ambas dos[/u] eran ediciones impresas)

cammorin
11 years ago

Hombre, me parece bien querer rectificar a alguien cuando hay alguna incorrección en un texto, pero todos cometemos gazapos y si hay alguien sin culpa que tire la primera piedra. Evidentemente este sitio no es la RAE y también el autor agradecería “al menos” un comentario sobre el artículo después del toque de atención, por que él trabajó lo suyo para compartirlo con los demás.

Aparte del inciso, quisiera comentar que coincido contigo en todas las apreciaciones

A mí concretamente me fastidia mucho la publicidad, pero también he de considerar que para que salga adelante una publicación gratuíta, de algún modo, hay que financiar las infraestructuras y el personal que se dedica a ello. Por otra parte también opino que se pueden reinventar nuevas fórmulas de financiación.

Lo que no comprendo son las publicaciones de pago e insertan publicidad. A mi juicio en un mundo moderno y cambiante en el que vivimos es inconcebible que inserten dicha publicidad.

Ánimo Carlos, estupendo artículo.

Gracias

Un saludo

Alquimista
Alquimista
11 years ago

Creo que [futuro] presente de la publicaciones especializadas es precisamente esto, el foro. Más o menos especializado, de más o menos calidad. Al fin y al cabo una revista no son más que una colección de artículos técnicos y unos cuantos artículos de opinión, y todo eso lo podemos tener en sitios como éste, Faq-Mac, con el añadido de los comentarios de los lectores. Poco a poco uno empieza a distinguir los buenos foros de los malos, y los buenos comentarios/comentaristas de los malos. Así que, mayormente, veo un negro futuro para las revistas impresas, bueno, para casi todos los impresos cuyos contenidos tengan una fuerte dependencia de lo temporal.
En cuanto a la publicidad, pues eso, o pagas una suscripción o soportas publicidad. Hoy por hoy prefiero la televisión de pago que la gratuita atiborrada de publicidad, pero como dijo el torero “hay gente p’a to”. Lo que está claro es que nadie vive del aire.
En tiempos compraba el MacWorld americano, un tocho en el que casi la mitad eran páginas publicitarias de tiendas y productos; era casi la única forma de estar enterado de ‘qué había por ahí’ y para mí era casi tan interesante como los artículos.
De todas formas he de reconocer que odio profundamente esas publicidades que te persiguen por toda la pantalla.

cammorin
11 years ago

Hombre alquimista, también tenemos las Películas/Televisión/Series a la carta, ya sabemos todos…. xbmc.

http://xbmc.org/

De esa formilla que ya sabemos “todos” y un poco ilegal, solo un poquillo, y que yo siempre soy de la opinión que hay que bajar los precios de los productos en esta era de internet y comprarlos o alquilarlos legalmente para que se puedan financiar estas producciones que todos disfrutamos.

Coincido contigo que estoy harto de perseguir la publicidad por toda la pantalla para que al final sea un MalWare. Gracias a “Little Snitch” que cuidas de todos nosotros.

Un saludo

5
0
Me encantaría saber tu opinión, por favor, deja un comentariox
()
x