Uno de los aspectos que podemos utilizar, y que tal vez nunca has pensado, para personalizar y aumentar la privacidad de nuestro dispositivo, es personalizar el icono de documentos y aplicaciones.

Normalmente es un aspecto al que no damos muchas vueltas. Creamos un nuevo documento, o descargamos una aplicación y vivimos con lo que nos dan.

Sin embargo, puede haber ocasiones en que no nos interese que se pueda identificar fácilmente el archivo, la carpeta o la aplicación, de manera que ojos curiosos no sepan por dónde buscar.

Antes de ir a modificaciones mayores, es bueno recordar que puedes desactivar la previsualización de los contenidos en el icono, de manera que muestre el icono genérico de la aplicación.

Para hacerlo, tienes que invocar la ventana de opciones de visualización del Finder, en el menú Visualización > Mostrar opciones de visualización (o utilizar el atajo de teclado Comando+J).

Aparecerá una ventana flotante estrecha, con una serie de opciones. En la parte inferior de la ventana están las que nos interesan.

La captura está hecha en la visualización por columnas, las opciones son similares para las otras vistas del Finder.

Esto es lo que hacen las tres opciones remarcadas en rojo:

  • Mostrar iconos: muestra el icono a la izquierda del nombre del archivo o carpeta.
  • Icono con previsualización: muestra el contenido del archivo (si es una imagen, la imagen, si es un texto, el texto, etc.)
  • Mostrar columna de previsualización: abre una última columna con la previsualización del archivo.

No hace falta decir que estas opciones son extremadamente útil en el día a día para agilizar el flujo de trabajo, pero si estás en un espacio público puede ser extremadamente indiscreto, especialmente si se trata de fotografías.

Aún con estas opciones desactivadas, puedes querer llevar un paso más allá la privacidad de tus archivos, carpetas y aplicaciones, cambiando el icono, de manera que un tercero no sepa qué es cada cosa.

Así se hace:

Cambiar el icono de un archivo o carpeta.

Como hemos dicho, puede que te interese que toda una serie de documentos o carpetas tengan el mismo icono, de manera que sólo tú sepas cual es cuál. O simplemente te interese identificarlos con el mismo logo para que se sepa que corresponden al mismo proyecto.

Para cambiar el icono de un archivo, sigue estos pasos:

  • Escoge la imagen que quieres usar como icono y ábrelo (Vista Previa es suficiente).
  • Selecciona la imagen o la parte de la imagen que quieras usar como icono y cópiala al portapapeles.
  • Selecciona el documento al que quieres cambiar el icono y, en el menú Archivo selecciona Obtener información (puedes usar el atajo de teclado Comando+I)
  • En la parte superior izquierda verás el icono del archivo. Haz clic sobre él para seleccionarlo.
  • Pega la imagen que habías copiado.

Ya lo tienes. A partir de ese momento, el icono que aparezca en el Finder será la imagen que has pegado.

Antes y después de cambiar el icono en un archivo:

El archivo original
El archivo con el icono cambiado

Antes y después de cambiar el icono en una carpeta:

El icono original de una carpeta
El icono cambiado de la carpeta.
El nuevo icono hace que el tamaño de la carpeta aumente.

Para volver al icono original, vuelve a seleccionar el icono en la parte superior izquierda de Obtener información y presiona la tecla Borrar (Delete) en el teclado.

Cambiar el icono de una aplicación

Igual que puede resultarte interesante que no se puedan diferenciar unos archivos de otros, en determinadas ocasiones puede ser necesario «camuflar» una aplicación para que no sea reconocible a los ojos curiosos.

Por supuesto puedes cambiar el nombre, simplemente haciendo doble clic sobre él y renombrándola (como harías con cualquier otro archivo).

Pero muchas veces el icono es más importante que el nombre, y sólo viendo la imagen podemos reconocer de qué aplicación se trata.

Para cambiar el icono de una aplicación, sigue los mismos pasos que hemos hecho antes. Aquí te mostramos el ejemplo con SpotMenu, que revisamos hace tiempo.

In this article


Join the Conversation

1 comment

  1. JGVia

    Ojito con eso de cambiar el nombre a una app; ahora hay que tener cuidado al aplicar cualquier transformación. Las aplicaciones últimamente vienen “firmadas” y cualquier cambio puede “romperlas”. Antes, tb se podía acudir a la carpeta de “resources” y cambiar de raíz el icono, pero ahora el único método recomendable (como hace el artículo) es mediante el panel de Información. El SO hace el cambio de manera muy ingeniosa, dejando la app en idéntico estado.