Acciones de Apple: El dividendo con el paso del tiempo

Si tienes acciones de Apple, o si piensas invertir en ellas, debes saber que la acción puede seguir volátil lo que queda de 2019, pero a veces, comprar y olvidarte puede ser una alegría a largo plazo.

Personalmente, soy un inversor de bolsa de los llamados «buy and hold». Mi filosofía es comprar y mantener, por muchos motivos, pero principalmente tres:

  1. La bolsa, en el largo plazo (casi) siempre gana. Las crisis y graves caídas se recuperan en plazos que oscilan de los dos a los cinco años. Si inviertes dinero que no necesitas en cinco años, es muy difícil que pierdas (siempre que diversifiques tu inversión entre varias empresas o inviertas directamente en un índice).
  2. Vender con beneficio significa siempre pasar por caja en Hacienda. Si tienes una inversión en una empresa que sube un 5% anual y vendes a los diez años, sólo pasarás una vez por caja, y el rendimiento anual habrá acumulado más rendimiento (interés compuesto). Si vendes cada año, la parte que pagas de impuestos no rendirá más. Nunca.
  3. Invierto en empresas en las que confío y, aunque puedo equivocarme, me arrepiento más de las veces que he vendido demasiado pronto (que han seguido subiendo después) a las que lo he hecho demasiado tarde (que hubiera ganado más vendiendo antes).

Si con esta filosofía encontramos una empresa que reparta un dividendo y lo mantenga (o mejor, amplíe) en el tiempo, puede volverse una inversión muy rentable si tenemos paciencia.

Cuando compré acciones de Apple por primera vez, pensaba que llegaba tarde a la fiesta. Recuerdo conversaciones en la oficina con compañeros a los que durante meses les llevaba diciendo que había que comprar y me decían «uf, ya es demasiado tarde, está muy cara».

Entonces (luego os descubro qué año fue), Apple no daba dividendos, pero cuando empezó a darlos fue una razón (más) para no vender esas acciones. ¿Hasta cuando no venderlas? Puede que hasta «nunca»…

Si compras ahora acciones de Apple a 200 $, recibirás un dividendo de aproximadamente 1,6%. No está mal, dado que ahora el mejor depósito a plazo fijo te va a rendir un 0,25%.

Si hubieras comprado acciones en 2014, hace cinco años, además de la revalorización de las mismas (que han duplicado su precio desde entonces hasta hoy), estarías recibiendo un más que digno 3,3% de dividendo. Incluso después de impuestos e inflación te quedaría un pico decente.

El que comprara Apple hace una década tuvo aún más suerte, por haber pasado recientemente el crash bursátil, con lo que sus acciones probablemente le costaron (ajustando el precio a los splits o divisiones acaecidos) en torno a los 20 $. Eso significa que, al margen de haber multiplicado por 10 el valor de las mismas, estará recibiendo un dividendo equivalente al 16% de lo que le costaron.

Mis posiciones en Apple son antiguas, aunque las he ido repartiendo a lo largo del tiempo. Pero me puse a mirar y las más longevas datan de 2005 y por tanto, sólo con el dividendo que da ahora Apple, me gano un buen pico. Con un coste de adquisición de 2005, hablamos de un 42% de rendimiento anual en dividendos.

No todo el mundo tiene esa paciencia o ese aguante. Y menos cuando una empresa tiene altibajos que la mueven arriba o abajo más de un 10% (la bolsa no es para gente con problemas cardiacos) pero os invito a pensar lo siguiente:

¿Creéis que Apple va a desaparecer como empresa en los próximos cinco, diez o quince años?

Si la respuesta es negativa, pensad en Apple como en un depósito a largo plazo. Haceos con unas pocas acciones y olvidad que las tenéis… y dentro de quince años abrimos esa caja y miramos juntos.

In this article


Join the Conversation

6 comments

  1. Mendiaco

    Vamos a ver. Sobre el tema de los dividendos.
    Le explico como funcionan, ya que creo que no lo sabe
    Supongamos que una empresa tiene 1000 acciones y da un dividendo de 1 euro.
    En el momento que paga ese dividendo, la empresa vale 1000 euros menos. Es más al inicio de la subasta de apertura se partiria del valor de la empresa-1000 euros.
    Por eso nunca se debe invertir en una empresa por sus dividendos.
    Si es a largo plazo, se debe invertir por sus fundamentales, no por sus dividendos.
    Y ya sabe, cuando oiga hablar hasta su vecino de bolsa (El refran dice su chofer) venda inmediatamente sus posiciones.

    1. Pablo Martín-Francés

      Mi cartera es diversificada y tengo más de 200 posiciones, entre acciones, opciones y futuros, con una rentabilidad superior al SP500 continuada durante la última década, así que le aseguro que si mi vecino me oye hablar de bolsa, normalmente me escucha y no vende sus posiciones.

      Sé perfectamente cómo funcionan los dividendos, no obstante le agradezco que arroje luz aquí para ilustrar a los demás.

      Si bien es cierto que al inicio de la sesión en que se reparte el dividendo la acción baja en igual proporción, esa bajada se suele absorber en las siguientes sesiones (si no en la misma) dado que lo que marca el valor fundamental de la empresa es la confianza del mercado en la misma.

      Si una empresa no tuviera actividad alguna y sólo tuviera una pila de efectivo, su teoría sería válida, porque cada vez que repartiera dividendo la empresa valdría menos. Pero las empresas que tienen actividad (Apple seguirá vendiendo iPhones y sacando productos innovadores) no pierden en el largo plazo valor por repartir dividendos.

      No soy un inversor de dividendos, más bien de «growth» (empresas con potencial de crecimiento que precisamente no reparten dividendos) pero a lo largo de los años, varias de las empresas que eran «growth» en mi cartera pasaron a ser más «blue chips» o empresas establecidas que dan un dividendo (y siguen creciendo).

      Con este artículo sólo he pretendido dar una visión de cómo el dividendo crece con el tiempo, aunque si lee entre líneas verá que mi mayor rendimiento ha sido por la revalorización del valor de las acciones.

      Y, aunque no soy de comprar empresas sólo por su dividendo, es una estrategia no solo viable sino respetable, que siguen por ejemplo una amplia mayoría de inversores estadounidenses cuando llegan a una edad de jubilación en la que buscan valores más estables que les renten un dividendo y les provoquen menos volatilidad.

      Le invito a buscar en Google «DGI portfolio», o «cartera DGI» para ampliar sus conocimientos sobre cómo hacer una cartera, diversificada, que permita «vivir de los dividendos».

  2. Mendiaco

    Mire desde el momento que se reparten dividendos, el valor contable de la empresa es inferior, y no siempre se absorben esos dividendos, por eso se suele usar las gráficas ajustadas a dividendo para el análisis técnico (Eso ya lo sabrá). Otra gallo es que la empresa sea capaz de generar valor a partir de ese reparto de dividendos, pero no siempre es así. Aquí en España tiene el ejemplo de la seda, que repartió dividendo y al poco quebró.
    Si la empresa no repartiera dividendos eso empujaría más aun el valor de cotización, por eso los DIVIDENDOS SIEMPRE SE DESCUENTAN. El ejemplo lo tiene en Amazon, que creo recordar (voy de memoria) nunca a repartido dividendos, y por tanto, reinvierte el beneficio en crear nuevo valor.

    Dicho eso al leer su artículo se basa prácticamente todo en el potencial de crecimiento de apple como marca y en el reparto de dividendos, como forma de crecimiento.
    El potencial de marca no se lo negaré (Aunque creo que apple lleva unos años de caida como empresa inovadora, en cuanto a nuevo producto), pero eso de decir «Solo con el dividendo de apple me gano un buen pico» puede dar confusión al personal.
    Otro ejemplo lo tiene en telefonica el 20/12/18 repartio 0,20 y la cotizacion estaba el
    dia 17 dic. 2018 (Abrir Máx. Mín. Cierre* Cierre ajus.) 7,80 7,91 7,77 7,83 7,42
    Hoy telefonica cotiza a 7,32 (Teniendo en cuenta que ha habido el dia 20 otro reparto de dividendos).

    Ya ve, no siempre se cotiza a las pocas sesiones por encima del dividendo, y como ese ejemplo encontrará cantidad.

    1. Pablo Martín-Francés

      Ya he comentado que efectivamente los dividendos siempre se descuentan, pero igual que me argumenta que «no siempre se absorben esos dividendos», lo cierto es que en empresas fiables (no como La Seda) y cuyo fundamental es bueno, «muchas veces se absorberán».

      Ejemplos podemos poner de todo tipo, pero no era el objetivo del artículo. Si queremos hablar de dividendos y carteras DGI, podemos hablar de empresas como Johnson & Johnson, que lleva 57 años consecutivos aumentando su dividendo (y no por ello ha perdido en estos 57 años capitalización bursátil, sino al contrario).

      Es cierto que las blue chips españolas no son buenos ejemplos, BBVA, Iberdrola, Santander, Repsol o Telefónica no han sido buenas inversiones en los últimos años. Si alguien ha hecho una cartera DGI (Dividend Growth Investment) habrá tenido una mala racha.

      Pero yo la bolsa española… no la toco ni con un palo.

      Si queremos buscar empresas sólidas que repartan dividendo desde hace más de diez años, de forma ininterrumpida y sin haber caído en capitalización (a la larga, ojo, no hablo del día siguiente a repartir el dividendo) deberíamos ir al mercado estadounidense.

      Empresas como la citada Johnson & Johnson, 3M, Emmerson Electric, Coca Cola y muchas otras llevan 40, 50 o incluso 60 años repartiendo un dividendo que no para de crecer y son algunas de las imprescindibles en cualquier cartera DGI que se precie con dividendo en torno al 3% actualemente.

      Obviamente, si el punto de entrada en esos valores es en alguna caída de mercado (como la de las pasadas Navidades 2018/2019) podemos maximizar los dividendos para que el rendimiento sea aún mejor (si hubiéramos comprado cualquiera de ellas en la caída de diciembre tendríamos ahora una rentabilidad por dividendo cercana al 4,5%).

      Para saber más sobre carteras DGI le dejo un buen artículo aquí debajo:

      https://foro.cazadividendos.com/t/una-cartera-dgi-a-mi-manera/2197

  3. JGVia

    Todo lo comentado es cierto.
    *Pero más sencillo* : adquirir acciones de una empresa es como, qué se yo… comprar el 5% de una panadería. Efectivamente, puede ser malo que un año dé dividendos, si lo inteligente hubiera sido que la empresa adquiriera un horno más grande, o redujera sus deudas… Lo importante, claro, es si tu % está invertido en un negocio valioso, rentable, y bien gestionado (CocaCola?). [La cosa se complica por la escala de tamaño, y porque aquí se habla de “comerciar” con ese % que uno posee].
    Ya sé que mi “reducción” puede ser obvia, pero conviene no perder el contacto con la tierra.

    1. JGVia

      Ejemplo (personal) de inversión paleta, basada en los “furdamentales”:
      en cuanto salió al parqué español CocaCola Europe, invertí. Siempre me pareció que la CocaCola es un gran invento. Salió a 36 (creo recordar) y anda por 50.
      Y sí, me da dividendos, pero a mí me hace más ilusión pensar que se me devuelven 5 céntimos por cada cocacola que me tomo (soy un gran consumidor; si tomas menos, el “descuento” es mayor).
      Esto es muy simplista, lo sé (pero se ajusta perfectamente a lo que es la Economía).