¿Cómo cambiar la pantalla del iPhone 11 por tu cuenta?

El iPhone 11 es uno de tres presentaciones de estos modelos de gama alta que fue presentado al mercado el 10 de septiembre del año 2019 por Apple y ante daños en la pantalla es conveniente realizar un reemplazo para seguir disfrutándole. 

¿Puedo hacer yo mismo el cambio de pantalla del iPhone 11? 

Sí, si puedes hacerlo. Algunas tiendas ya te proporcionan, no solo la pieza de reparación, que en este caso es la pantalla del iPhone 11, sino que también te incluyen kit de herramientas, pegamento e incluso protectores de pantalla (un extra que no viene nada mal).

Pérdida de la opción del True Tone: 

Algunos iPhone 11 a los que se les ha hecho un cambio de pantalla pueden perder esta función, usualmente ocurre en pantallas de baja calidad. Sin embargo, en la actualidad, hay muy pocas pantallas que vayan a darte este problema. Así que este asunto no debería preocuparte.

Mensaje de reemplazo de pantalla no original. 

Desde hace un tiempo Apple configuró sus iPhone para que notifiquen al usuario que la pantalla nueva que se ha colocado no es original y que por ende podría traer problemas en su función. Sin embargo, realmente no afecta en nada al teléfono e incluso el mensaje desaparece en unos 7 días.

Debes saber que este mensaje aparece incluso cuando la pantalla es original pero el reemplazo no se ha hecho en la Apple Store. (En otros modelos, como la pantalla de iPhone 12, también ocurre).

Tipos de pantallas disponibles para iPhone 11 

OLED: Son pantallas de tipo LED que se caracterizan por brindar colores brillantes e intensos obteniendo como resultado imágenes que son simplemente espectaculares. 

El tiempo de respuesta táctil es muy rápido y no consumen gran cantidad de batería como sucede con las pantallas de tipo LCD. 

De hecho, es la que se recomienda en cuanto a cambios de pantalla por ser la que más se aproxima al original, aunque su precio es mayor. 

TFT: Son pantallas de tipo LCD que ofrecen colores fieles y con excelente respuesta al táctil, por lo que el usuario promedio no sentirá cambios en la experiencia de uso. Tienen un grosor mayor a las OLED, algo que pudiese ser molesto para los más exigentes. Son más económicas. 

INCELL: Forman parte de la familia de pantallas LCD y son conocidas por ser las más económicas en relación con repuestos de pantallas de iPhone 11, pero, las menos recomendadas si realmente deseas mantener el nivel de calidad en la imagen ya que, las INCELL tienen la particularidad de entregar colores opacos, así como un blanco azulado que puede perturbar la experiencia del usuario. 

Su respuesta al táctil es más lenta que la TFT y OLE, su aspecto más positivo es que son pantallas muy delgadas. Se recomienda como repuesto solo si no se cuenta con el presupuesto económico para adquirir otras de mayor calidad. 

Pasos para realizar el cambio de pantalla del iPhone 11 

Para sustituir la pantalla del iPhone 11 sigue estos pasos:

Iniciando el desmontaje 

  • Descargar la batería del iPhone 11 por debajo del 25%: al ser una batería de litio, esta puede incendiarse si se perfora accidentalmente y se encuentra completamente cargada.  Así que deja el teléfono algo descargado.
  • Coloca cinta adhesiva en las grietas de la pantalla: para evitar cortes. Y solo si tu pantalla tiene grietas y te puedes cortar.
  • Apaga el teléfono. 
  • Quita los tornillos de tipo pentalobe de 6.7 mm: puedes encontrarlos en el borde inferior del teléfono. Este tipo de tornillo es especial y suele venir incluido en kits de destornilladores que sean especiales para iPhone.
  • Calienta el borde inferior del iPhone: puedes hacerlo con un secador de pelo o en su defecto, una pistola de calor. Aplícalo por al menos 1 minuto. 

Separando la pantalla de la parte trasera 

  • Utiliza un iSclack: para separar la pantalla de la caja trasera ligeramente. El iSclack es una herramienta de doble ventosa. Si no tienes esa herramienta, no te preocupes. Con los kits de destornilladores vienen unas puas y unas palancas. Con eso puedes hacer lo mismo. Y que no te preocupe romper la pantalla, pues recuerda que ya está rota.
  • Utiliza una púa: para introducirla en el borde separado y despegar la pantalla completamente. Para ello, deslízala del borde derecho superior al inferior, luego vuelve a insertarla en el borde izquierdo superior al inferior. Realízalo con cuidado. 
  • Aplica más calor si no logras abrirla. No es un problema que tengas que darle mas calor. De hecho a los profesionales también les ocurre. Así que dale sin miedo.

Abre la pantalla con cuidado sin separarla completamente y apóyala sobre alguna superficie. 

Desmontando los tornillos internos 

Levanta el borde inferior de la pantalla suavemente. 

Con un destornillador Y000 quita los tres tornillos de 1.11mm que aseguran las conexiones de la batería y quítala.

Desconectando la batería 

Con los dedos levanta el conector de la batería y dóblalo suavemente para que no haga contacto accidentalmente con la toma. Aquí te puede venir bien las palancas.

Desconectando la pantalla y sensores frontales 

Con los dedos, una púa o las palancas, desconecta el conector del cable del panel LCD y el flex del táctil que se encuentra al lado.

Desconectando la pantalla 

En este punto podrás separar la pantalla completamente: Una vez la quitas, tienes que limpiar de pegamento todo el marco. Con cuidado, utiliza una herramienta que pueda rascar y quita el pegamento que tenga sobrante de la pantalla anterior.

Cambio de pantalla: 

Quita los tres tornillos Phillips de 1,6 mm y un tornillo tipo Y000 de 1,33 mm 

Calienta el borde superior de la pantalla con el secador o pistola de calor 

Procede a levantar cuidadosamente el micrófono con un pico de apertura y gíralo suavemente para separarlo. 

Desconecta con pinzas el soporte del sensor de luz 

Desconecta el sensor de luz con pinzas: si no puedes liberarlo, utiliza calor. 

Con las dos manos, desliza de izquierda a derecha la púa de apertura debajo del cable flexible y por debajo del módulo de sensor de proximidad y sensor de iluminación, muévelo suavemente para separarlo del panel frontal. 

A continuación desconecta el altavoz y los sensores frontales. 

En este punto, es momento de retirar los tornillos Y000 de 1,1 mm: tres están cerca del lado de los cables de la pantalla y dos del lado opuesto. 

Retira los tornillos Y000 de 1,1mm: dos tornillos están cerca de los recortes de la cámara y los otros dos en las esquinas inferiores. 

Aplica calor en la parte posterior de la pantalla: con la finalidad de suavizar el adhesivo que fija los cables de la pantalla. 

Despega lo cables de pantalla y sepáralos con la púa. 

Retira el flex que está conectado a la placa base y al LCD. 

Coge la pantalla LCD en el borde superior y levántala unos grados: utiliza las palancas para presionar suavemente la parte inferior del cable y lo empujas para que acople en el conector.

Una vez ya tienes esto listo, solo te queda conectar la pantalla nueva, pegarla y apretar.

Conectar la nueva pantalla será una tarea sencilla y rápida, que no tiene ninguna complicación.

Luego tendrás que ponerle un poco de adhesivo y recuerda: solo se pone adhesivo por los bordes. Sí, muy poquito. No pongas adhesivo en la parte central de la pantalla. Si se te vuelve a romper, no habrá manera de quitarla.

Una vez terminado esto, hay que apretar. Habitualmente se utilizan unas pequeñas mordazas que aprieta un poco por todos los bordes del teléfono. Nosotros te recomendamos que busques libros o cualquier material duro y pesado para ponerlo encima. Por lo menos durante la noche.

Con esto, ya estará la pantalla cambiada y lista para funcionar.

Alf

Propietario de www.faq-mac.com.

0 0 votos
Article Rating
Subscribe
Notify of
0 Comments
Opiniones Inline
Ver todos los comentarios
0
Me encantaría saber tu opinión, por favor, deja un comentariox
()
x