Apple lanzó el viernes un programa de servicio para un "pequeño porcentaje" de modelos de MacBook y MacBook Pro que presentaban fallos de teclado, la primera acción oficial de la compañía para conciliar las quejas sobre supuestos fallos en su diseño de teclado de mariposa.

Explicado en un documento de soporte publicado en el sitio web de Apple, la empresa ha determinado recientemente que algunas unidades MacBook y MacBook Pro de último modelo presentan problemas de funcionalidad de teclado que incluyen letras o caracteres que se repiten de forma inesperada, letras o caracteres que no aparecen después de pulsar una tecla, y teclas que se sienten “pegajosas” o que no responden a las entradas.

Los propietarios de los siguientes modelos de MacBook que experimenten uno de los comportamientos mencionados anteriormente pueden llevar su equipo a Apple o a un proveedor de servicios autorizado de Apple para que lo reparen gratuitamente:

  • MacBook (Retina, 12 pulgadas, principios de 2015)
  • MacBook (Retina, 12 pulgadas, principios de 2016)
  • MacBook (Retina, 12 pulgadas, 2017)
  • MacBook Pro (13 pulgadas, 2016, dos puertos Thunderbolt 3)
  • MacBook Pro (13 pulgadas, 2017, dos puertos Thunderbolt 3)
  • MacBook Pro (13 pulgadas, 2016, cuatro puertos Thunderbolt 3)
  • MacBook Pro (13 pulgadas, 2017, cuatro puertos Thunderbolt 3)
  • MacBook Pro (15 pulgadas, 2016)
  • MacBook Pro (15 pulgadas, 2017)

Aunque no se especifica en el documento, la lista incluye todos los portátiles Apple con un mecanismo de tecla mariposa.

Apple o un taller autorizado examinarán el MacBook del usuario para determinar si la unidad es apta para la reparación y, en caso afirmativo, reemplazarán las teclas problemáticas o todo el teclado. Los propietarios que ya hayan pagado por reparaciones de teclados elegibles pueden ponerse en contacto con Apple para solicitar un reembolso. La cobertura de Apple se aplica a las unidades MacBook hasta cuatro años después de su primera venta al por menor.

El programa llega tras un número creciente de quejas de los clientes cuestionan la fiabilidad del teclado mariposa de Apple. El diseño de interruptores de bajo perfil debutó con el MacBook de 12 pulgadas en 2015, mientras que los interruptores de segunda generación llegaron a la línea MacBook Pro al año siguiente.

El año pasado, sin embargo, los clientes comenzaron a reportar problemas con la arquitectura de las teclas, diciendo que pequeñas cantidades de polvo y suciedad las inutilizan. Apple reconoció indirectamente el problema en un documento de soporte en el que se describía un método de limpieza de los teclados afectados con aire comprimido. Los informes afirman que la técnica rara vez funciona.

Los clientes que se encuentren con el problema y que ya no estén cubiertos por la garantía gratuita de un año de Apple, se enfrentaban a dos opciones: pagar una reparación costosa o quedarse con un ordenador que no funciona. Ahora con este programa en marcha, pueden dirigirse a una Apple Store o Centro Autorizado Apple con su ordenador para solicitar una reparación sin coste o que les sea devuelto el dinero de una reparación por este problema.

In this article

Join the Conversation

2 comments

  1. juan

    Me preocupa bastante el tema este. Si la solución va a ser sustituir el teclado por otro con el mismo sistema, posiblemente acabará fallando también y pasados los 4 años te tendrás que comer el importe de la reparación; la cual es bastante cara.

    Además todo parecía que era cosa de suciedad, pero si Apple cambia el teclado es que la cosa debe ser más problemática. Por lo pronto mi tecla N del MackBook 2017 me comenzó a fallar el sábado pasado; no funcionaba el lado izquierdo y si el derecho. Levantando un poco la tecla con la uña conseguí que funcionara pero comenzó a repetir en algunas pulsaciones la N dos veces. Un poco de uña más y soplado y ahora parece que va bien; pero es bastante lamentable que en un equipo de 2500 euros pasen estas cosas; algo que jamás me había pasado con ningún teclado.

  2. Barrich

    Buenos días.
    Yo tengo el mismo problema con un MacBook Pro en el que, desde hace un mes o así, escribir la F supone apretar mucho la tecla y ahora pasa también a veces con la B.
    Espero que se solucione, que mi ordenador no tiene todavía un año.