524 0

Ahora que el iPad, con iOS 11, empieza a resultar un dispositivo de producción realmente interesante (y ya era hora), ciertos métodos de trabajo, workflows y aplicaciones que son habituales en el Mac empiezan a aparecer: es el caso de Dropped, una aplicación de gestión de portapapeles que te permite disponer de diferentes tipos de documentos, enlaces, imágenes y contenido en general para trabajar con tu iPad con iOS 11.

Mientras que en el Mac un gestor de portapapeles es una aplicación bastante interesante, en el iPad resulta aún más, por las propias características del dispositivo, ya que no resulta tan ágil en usabilidad como MacOS. Precisamente por esto, los desarrolladores de Dropped han buscado como integrar y aprovechar las características de iOS 11 para que la aplicación se integre de forma perfecta con tus posibles flujos de trabajo. Dropped, por cierto, es una aplicación exclusiva para el iPad.

Para poder sacarle partido a esta aplicación que tan buenas críticas está recibiendo por sus características primero, echa un vistazo a este vídeo sobre las características de la misma.

Interesante ¿verdad? Dropped es algo más que un gestor de portapapeles, es algo más, y ahora que conoces sus características vamos a centrarnos en como integrarla en tu flujo de trabajo.

Si trabajas con frecuencia con tu iPad, la idea es usar Dropped como punto de partida. Por ejemplo, vamos a centrarnos en la escritura de un documento. En lugar de empezar a escribir el documento e ir accediendo a recursos conforme los vas necesitando porque el sistema de portapapeles tradicional de iOS (y el del Mac) solo te permite trabajar con un único elemento, tu flujo de trabajo cambia, y con esta aplicación empiezas seleccionando y almacenando recursos que vas a necesitar. Cuando tienes todos esos recursos guardados en Dropped, es el momento de empezar a trabajar con el documento añadiendo esos recursos sin perder la inercia de trabajo con el texto. Como has visto en el vídeo, Dropped se integra perfectamente tanto en pantalla partida como widget flotante, por lo que el flujo de trabajo se acelera notablemente al, simplemente, arrastrar y soltar enlaces, imágenes, documentos, etc. Dropped no solo se integra estupendamente con Files de Apple, sino también con otro gestor de documentos muy utilizado por los usuarios: Documents de Readdle, de forma que rápidamente puedes, desde cualquier app, recopilar los recursos que vas a necesitar para afrontar una tarea y a continuación, lanzar un documento de Pages, y trabajar con todos tus recursos en un momento. Es una pena que las aplicaciones de Office para iPad todavía no estén adaptadas a Arrastrar y soltar en iOS 11, pero demos un voto de confianza a Microsoft para que añadan esta característica en un futuro.

Dropped es compatible con casi cualquier tipo de archivo, se van a añadir más tipos de archivo con el tiempo:
+ fotos e imágenes
+ vídeos
+ textos (con formato y planos)
+ correos electrónicos
+ ubicaciones de mapa
+ notas
+ números y documentos de Pages
+ PDF
+ contactos
+ URL
+ archivos web

Dropped vale 3,49 euros y es barato para su rendimiento y características, le vas a sacar partido y su retorno de inversión es altísimo: solo has de reconfigurar tu flujo de trabajo y empezar siempre almacenando los recursos necesarios para luego ponerte a trabajar sin tener que dedicar tiempo a buscar, preparar e incluir ese contenido en tus documentos. Si los recursos son comunes para varias tareas, aún mejor, ahorrarás muchísimo tiempo recuperando una vez tras otra la información: simplemente empieza reuniendo primero todo y luego acelerando a warp 9. El ahorro de tiempo es notable y el aumento de productividad, muy alto. Espero que para próximas versiones integren una característica que convierta la aplicación en absolutamente killer: categorización por etiquetas.

In this article


Join the Conversation