Escribe tu búsqueda

NVIDIA: “El nuevo MacBook Pro no tiene ningún defecto en la tarjeta gráfica”

Compartir

Los dueños de la más reciente generación de MacBooks Pro podrían no tener que enfrentarse a los mismos defectos del chip NVIDIA GeForce 9600M que estaban presentes en anteriores modelos. Tech Report ha encontrado que Inquirer se perdió de un pequeño pero importante detalle.

Las soldaduras de plomo usadas en la GPU y el sustrato están presentes en el nuevo MacBook Pro; sin embargo, NVIDIA alega que no hay nada mal con las soldaduras utilizadas, y que este sistema de soldaduras es utilizado por toda la industria sin problemas. NVIDIA alega que los problemas con los fallos recientes en sus chips se deben a una combinación de errores, no específicamente a las soldaduras de plomo.

En un chat de CNET, NVIDIA dijo que el Inquirer creía que las soldaduras de plomo eran el problema principal.

Los nuevos materiales que NVIDIA está usando, supuestamente rectifican los problemas de tarjetas pasadas. La compañía necesita resolver estos problemas, pues recientemente hizo público que había tenido pérdidas económicas debido a los defectos que afectaron a algunos de sus chipsets móviles y probablemente en sus chipsets de escritorio.

Anteriores modelos

NVIDIA se refiere con este comunicado a sus tarjetas gráficas instaladas en los últimos modelos de MacBook Pro. Sin embargo, las anteriores generacioens de este ordenador si están afectadas por el problema de fabricación de NVIDIA.

Apple publicó este pasado 111 de octubre una página en su base de conocimientos reconociendo un problema derivado de la producción defectuosa de su proveedor Nvidia de una serie de tarjetas gráficas instaladas en algunos modelos de MacBook Pro. El procesador gráfico incluido en las tarjetas NVIDIA GeForce 8600M GT puede producir vídeo distorsionado, o dejar la unidad sin vídeo, incluso en las pantallas conectadas de forma externa.

Los productos afectados son los:

  • MacBook Pro 15 pulgadas y 17 pulgadas con la tarjeta gráfica NVIDIA GeForce 8600M GT
  • MacBook Pro (17 pulgadas, 2.4GHz)
  • MacBook Pro (15 pulgadas, 2.4/2.2GHz)
  • MacBook Pro (principios de 2008)
  • Estos ordenadores fueron fabricados entre (aproximadamente) Mayo de 2007 y Septiembre de 2008.

    Si tu MacBook Pro muestra este tipo de problemas y está en la lista de portátiles suministrada por Apple, el usuario deberá contactar con su Tienda Apple más cercana o su Servicio Técnico Apple autorizado para que se realice una evaluación de la unidad.

    Apple devolverá el dinero de reparaciones previas de ordenadores con este problema, aunque los usuarios deberán contactar con Apple para la resolución de las devoluciones de las correspondientes facturas de reparación.

    Apple indica que si el portátil no ha mostrado estos problemas, no es necesario contactar con Apple.

    Apple no ha indicado que solución se tomará con los usuarios afectados por estas tarjetas gráficas defectuosas, aunque es posible que se reemplace la tarjeta (o la placa base completa) en cada una de las unidades.

    Fuente: Electronista

    1 Comentario

    1. Rob-y_Wan 2 enero, 2009

      Ahora acabo de tener el fallo que describen muy bien aquí:
      http://discussions.apple.com/thread.jspa?threadID=1767221&tstart=0 (por cierto, cuando carguéis esta página desactivad JavaScript, ya que hay un script que os va a ralentizar todo mucho).
      Como digo, a mi se me pone la pantalla en negro, pero con el agravante de que también se me ha colgado el ordenador (hasta el punto en que solo pude mantener pulsado el botón de encendido para apagar el portátil). Afortunadamente luego arrancó con normalidad.

      ¡Ah! Mi ordenador es un MacBook Pro de los nuevos (de los de finales de 2008).

      La solución que he encontrado (como también comentan al final de ese hilo de discusión) es cargar un programa para controlar la velocidad de los ventiladores y poner el de la tarjeta gráfica a toda velocidad antes de hacer algo que la use intensivamente (juegos o 3D).

      Espero que Nvidia diga la verdad y que las temperaturas altas a las que llega la tarjeta (del orden de 110°C o más) no me causen daños permanentes en ella, porque como encima tenga que añadir eso a la lista de decepciones de mi nuevo MacBook Pro… ¡Buf!

      ¡Vaya inicio de año que he tenido! 😀
      ¡Feliz año a todos!

    Dejar un comentario