Todo lo que necesitas saber sobre SEO y SEM (nivel básico)

Intentar conseguir una buena posición en los resultados de los buscadores muchas veces parece cuestión de alquimistas. Estás rodeado de siglas y palabras en inglés que todo el mundo parece saber qué significan, pero que muchos no saben cómo gestionar. Hoy explicarnos las más importantes: SEO y SEM

¿A qué nos referimos con la posición en buscadores?

Todos hemos hecho búsquedas en un buscador de internet para comprobar un dato, aprender algo nuevo o buscar información sobre un producto que pensamos comprar.

La página de resultados se divide en dos partes: la de las publicaciones más relevantes para nuestra búsqueda, y los anuncios de pago relacionados con nuestra búsqueda.

Ahí, en esa página de resultados tienes la consecuencia de las estrategias de SEO y SEM de los diferentes sitios web.

¿Qué es el SEO de una página web?

SEO son las iniciales en inglés de Search Engine Optimization, o traducido, Optimización para los motores de búsqueda. Es decir, idealmente, cada página de la web de tu empresa debe estar pensada para que los buscadores la encuentren relevante y, por tanto, decidan mostrarla en los primeros puestos de los resultados.

Para ello tendrás que elegir qué palabras clave (los términos que son importantes para esa página) quieres utilizar, y organizar los textos de manera que quede claro para el buscador que si alguien necesita información sobre ese tema, tu página será de las que mejor información ofrece.

Ten en cuenta que tiene que estar escrita de una manera natural y que resulte cómoda de leer. Muchas empresa caen en el error de pensar que repetir mucho el mismo término les va a hacer parecer más importantes de cara a los buscadores, pero no es así. 

Los logaritmos de análisis que utilizan Google, Yahoo, Microsoft, son muy sofisticados y pueden detectar cuándo una página está intentando engañarles. Pueden incluso penalizarla y no indexarla (incluirla en sus resultados de búsqueda) si consideran que se hace con mala fe.

¿Que es el SEM?

SEM son las iniciales en inglés de Serch Engine Marketing (es decir, Marketing en los motores de búsqueda. Dicho claramente, los anuncios en los buscadores.

Al igual que pasa con el SEO, cuando quieres hacer SEM tienes que pensar bien qué términos vas a utilizar para que te encuentren.

Hay que pensar que el canal publicitario de los buscadores está muy saturado,y por lo tanto, no sirve de nada utilizar palabras genéricas, porque pelearemos con muchas empresas por el mismo término. 

Un ejemplo, imagínate que una compañía aérea hiciera publicidad usando como término clave “avión”. No sólo competiría con todas las otras aerolíneas, sino que también lo haría con juguetes, vuelos privados, aeromodelismo…. su anuncio se mostraría miles de veces a gente que no tiene la más mínima intención de coger un avión.

Y cada vez que se  muestra el anuncio, paga. Así que estaría dilapidando su presupuesto en anuncios inútiles.

Por eso las compañías aéreas hacen anuncios sobre los destinos a los que vuelan, porque así sólo demuestra el anuncio a aquellos que tienen intención de viajar allí, lo que aumenta las posibilidades de convertirles en clientes.

¿Qué es mejor, SEO o SEM?

En realidad no hay mejor ni peor. Son complementarias. El contenido SEO es contenido que se posiciona orgánicamente (también oirás mucho esa palabra), lo que quiere decir que es escogido por los buscadores por su relevancia, y permanece para siempre (es un decir) en internet.

Los anuncios SEM están disponibles mientras tengas la campaña activa, por lo que son muy útiles para acciones puntuales o para dar a conocer una nueva empresa, un nuevo servicio o una mejora con respecto a la competencia.

Lo ideal es que escribas contenidos que se muestren en los resultados de búsqueda de manera gratuita, pero a veces es necesario ayudar con una campaña concreta que refuerce nuestra propuesta de valor.

Conclusión

Hoy en día ya no basta con “tener una página web”.Hay cientos, miles de empresas que tienen página web y todas están indexadas por los buscadores. 

Tampoco sirve con lanzar una web y no volver a tocarla. Todos los días se lanzan nuevas webs que compiten con nosotros.

Por eso el trabajo SEO y SEM es de una dedicación constante. Hay que estar alimentando a nuestra web con contenidos que abunden en las palabras clave que son importantes para nuestro negocio, y retirar los mensajes publicitarios que colocamos en los buscadores para intentar convertir a más usuarios en clientes.

El día que dejemos de hacerlo, seremos superados por los competidores que no abandonaron y siguieron trabajando en mejorar su posición en los buscadores.

In this article

Join the Conversation