Escribe tu búsqueda

Cómo mejorar la conexión a Internet en casa (parte VI)

Compartir

Se recomienda haber leído el artículo anterior antes de continuar.

Usa cable de red

Aunque esto ya lo decíamos al principio de esta serie de artículos, siempre que puedas usa el cable de red. Pero ahora no estoy hablando del equipo con el que estás trabajando (el Mac o el iPad) sino del resto de aparatos de casa. 

Hemos visto que es importante encontrar un canal wifi libre y que no se solape con otras redes, pero sigue siendo un solo canal de comunicación. Si nuestro enrutador tiene que hablar con el iPhone, el iPad, el Mac, el Apple TV, la TV, etc… sólo el canal de comunicación estará mucho más ocupado y el hueco para usarlo será menor. Aunque hay tecnologías wifi que permiten reducir el problema de varios dispositivos conectados a la vez, es posible que el tuyo no la pueda usar. 

Así que, si tienes la TV cerca del enrutador y está conectada a Internet, conéctala por cable. De este modo todo el tráfico de datos que estaba ocupando este aparato ya no va a estar y quedará libre para otros dispositivos. 

Lo mismo se puede decir para el Apple TV, el ordenador… todo aquello que podrías conectar por cable (porque está cerca, porque es fácil…) conéctalo. Hará que los dispositivos que quedan por wifi vayan más rápido al estar ésta más libre. 

Interferencias con otros dispositivos

Ten en cuenta que bluetooth utiliza la red de 2,4 GHz y puede interferir en tu wifi. Sin ir más lejos, he tenido problemas con la wifi configurada en el canal 12. Así que, en la medida de lo posible evita usar la red de 2,4 GHz si usas dispositivos bluetooth como teclado, ratón, auriculares, etc.

Los microondas también suelen causar interferencias en la red de 2,4 GHz. Tengo conocidos que, cada vez que alguien calentaba algo en el microondas, perdían durante ese tiempo la conexión a Internet. Así que aléjate de ellos y procura pasar a la red de 5 GHz. Y otros aparatos podrían tener un efecto similar, sobre todo los que tengan motores.

Ubicación del router

Esto podría parecer una tontería pero es más importante de lo que parece.

Las paredes, los muebles o incluso las personas, podemos ser obstáculos para la transmisión de la señal, así que te aconsejo que pongas el enrutador lo más alto posible, si puede ser pegado al techo, mejor. Así será más fácil la comunicación con todos los dispositivos de la casa al ser más difícil encontrar obstáculos. 

Si es posible (y la fibra te lo permite) pon las anteas lo más centradas posible en la casa. Esto ayudará a que la señal llegue mejor a todos los rincones, sobre todo cuando tenéis una habitación que da problemas. Esto era más fácil cuando las conexiones eran ADSL ya que podíamos elegir conectar en diversas rosetas, ahora con la fibra es más difícil ya que el técnico la ha dejado en cierto lugar. 

De todos modos, si tenéis el módem óptico (ONT) separado del enrutador, podéis llevároslo lejos simplemente con un cable de red más largo. Si está todo integrado es más difícil. 

Estas sugerencias las he puesto en práctica varias veces y os puede ayudar a ahorraros el tener que comprar repetidores o redes mesh. Está claro que en casas muy grandes o con obstáculos muy grandes no serán suficiente. 

¿Y vosotros? ¿Tenéis el router en cualquier lado u os habéis preocupado de ponerlo en un lugar adecuado? ¿Dónde lo tenéis?

Más artículos de la serie

Compartir es vivir
Etiquetas:
Artículo anterior
Artículo siguiente

Dejar un comentario

A continuación