La Comisión Europea acusa formalmente a Samsung por las patentes esenciales

22/12/2012 por Carlos Burges

Aunque Samsung anunció hace un par de días que retiraría todos los requerimientos legales en Europa acerca del uso de patentes esenciales por parte de Apple, su maniobra llega tarde: la Comisión Europea ha acusado formalmente a la compañía surcoreana de utilizar estas patentes como armas legales.

Samsung anunció el pasado día 18 que retiraba todos los requerimientos contra Apple en Europa por el uso de patentes esenciales. Este paso adelante dado por la compañía surcoreana podía significar un primer paso adelante en la firma de la paz entre ambas empresas, que mantienen una dura lucha legal a lo largo de todo el mundo. Sin embargo, esta retirada, más allá de un deseo de terminar con estas luchas, se debía a la presión que la Comunidad Europea había puesto sobre la mesa: a pesar de que Samsung retiró sus demandas en en Alemania, Reino Unido, Francia, Italia y Holanda, la Comisión Europea ha proseguido con el procedimiento.

Según Joaquín Almunia, comisario de la Comisión Europea para asuntos de Competencia, "La propiedad intelectual es una parte importante del mercado", añadiendo que "de cualquier forma, estos derechos no deberían ser mal utilizados cuando son esenciales para implementar estándares de la industria, lo que trae grandes beneficios tanto a las empresas como a los consumidores. Cuando las compañías contribuyen con sus patentes a un estándar industrial y se han comprometido a licenciar las patentes a cambio de una remuneración justa, el uso de mandamientos judiciales contra los licenciatarios que quieran pueden ser contrarias a la competencia".

La Comisión Europea, en su investigación, determinará si Samsung está violando la obligación de licenciar sus patentes esenciales en un marco de justicia, razón y no discriminación.

Al respecto de este asunto, Samsung, en una declaración hecha a The Verge, ha ajustado el tono de su discurso: mientras hace dos días comentaba que la retirada de sus requerimientos judiciales en cinco países europeos correspondía a su "interés de proteger las opciones del consumidor", en unas nuevas declaraciones ha indicado que la responsable de que no hayan llegado a acuerdos al respecto de estas patentes esenciales en Europa es Apple, que se ha negado a negociar de buena fe y que fue la compañía de Cupertino la que los demandó primero.

La Comisión Europea esperará ahora a que Samsung revise la documentación para ofrecer una respuesta. Si la compañía se niega a negociar con la Comisión, o las partes son incapaces de llegar a un acuerdo amigable, el organismo europeo podría imponer multas a la compañía surcoreana por valor de hasta el 10% de su volumen de negocio en todo el mundo además de otras multas.

0
Comentarios