Los lloricas de iOS 7

"Actioni contrariam semper & æqualem esse reactionem: sive corporum duorum actiones in se mutuo semper esse æquales & in partes contrarias dirigi" o lo que traducido al español, porque mi latín siempre ha estado muy oxidado, "Con toda acción ocurre siempre una reacción igual y contraria: quiere decir que las acciones mutuas de dos cuerpos siempre son iguales y dirigidas en sentido opuesto". Es la tercera Ley de Newton y define perfectamente no solo el movimiento de los elementos con masa, sino que también se aplica, de forma muy sui géneris, cuando se producen cambios profundos en algo a lo que estamos acostumbrados durante mucho, mucho tiempo y nuestra reacción apunta justo en la dirección opuesta. Lo que pasa con iOS 7.

1126 25
1126 25

“Actioni contrariam semper & æqualem esse reactionem: sive corporum duorum actiones in se mutuo semper esse æquales & in partes contrarias dirigi” o lo que traducido al español, porque mi latín siempre ha estado muy oxidado, “Con toda acción ocurre siempre una reacción igual y contraria: quiere decir que las acciones mutuas de dos cuerpos siempre son iguales y dirigidas en sentido opuesto”. Es la tercera Ley de Newton y define perfectamente no solo el movimiento de los elementos con masa, sino que también se aplica, de forma muy sui géneris, cuando se producen cambios profundos en algo a lo que estamos acostumbrados durante mucho, mucho tiempo y nuestra reacción apunta justo en la dirección opuesta. Lo que pasa con iOS 7.

Podría empezar con un “para gustos los colores”, una forma rápida y sencilla de abandonar este asunto para evitar una larga conversación sobre si me gusta o no me gusta iOS 7, pero como me “pone” razonar y algunos aspectos de iOS 7 merecen explicaciones (o al menos, las explicaciones que creo que tienen), vamos saltar por algunos de los puntos más polémicos de iOS 7.

Evidentemente estas explicaciones no anulan los gustos personales de cada persona (vamos, cada uno que piense lo que le de la gana) pero es justo tratar de valorar el trabajo y las razones del mismo antes de aplicar calificativos mayores como “mierda” porque algo no te gusta.

Los iconos

Una de las quejas más repetidas de iOS 7 son los iconos, y especialmente su sencillez frente a las muy elaboradas versiones mostradas desde que iOS era iPhone OS. Aunque aún no he podido comprobar este punto todo apunta a que los nuevos iconos no son imágenes: están construidos con código. Nota: Como apunta Pablo Romeu, los iconos de iOS 7 son imágenes .png. Un punto menos para Ive y todo lo que sigue al respecto de los iconos, una recomendación para todos los desarrolladores.

No se si sabes que es factible dibujar elementos con Objective C, es decir, crear elementos gráficos de una forma muy parecida a como se crean elementos con un programa vectorial. Evidentemente, las imágenes tienen muchas más ventajas a la hora de ofrecer matices y detalles visualmente muy llamativos, pero llegados a este punto en el desarrollo de iOS (y en futuras versiones de OS XI – Si, XI-) el uso de pantallas retina está forzando a utilizar imágenes de mayor tamaño lo que penaliza TODO: desde la necesidad de un mayor almacenamiento para el sistema como para las aplicaciones a un mayor consumo de memoria al tener que cargar imágenes de mayor tamaño a un mayor consumo de energía en el proceso de cargarlas y moverlas por el interfaz ya que requieren un mayor esfuerzo del procesador. Las imágenes, cuando hablamos ya de pantallas “retina” a lo largo de todas las gamas de producto de Apple, son el enemigo.

Otro problema de las imágenes es lo mal que escalan para poder reutilizarse para todo. Mientras un gráfico vectorial se reescala con facilidad desde un tamaño minúsculo a un tamaño fuera de los límites y sigue sin ocupar ni espacio de disco, ni espacio de memoria ni un esfuerzo adicional del procesador para representarlo, el uso de imágenes para mostrar un elemento en diferentes tamaños pasan por el trabajo de hacer una versión para cada uno de sus usos (los iconos .cns de OS X, por ejemplo). Las imágenes al final están resultando una pesadilla y cuando hablamos de ellas no solo lo hacemos de los iconos: también están las texturas, los reflejos generados con archivos .png con transparencias … y una larga lista de elementos que lo único que causan es ralentizar y sobrecargar el sistema.

La ventaja de usar gráficos que se interpretan como código Objetive C es que además, al ser “vectoriales” y poder ser representados de forma numérica, es mucho más sencillo construir interfaces que se adapten a todo tipo de situaciones, incluyendo:

  • Pantallas de todos los tamaños
  • Resoluciones cambiantes con adaptación del interfaz a tiempo real
  • Aplicaciones más ligeras y con un menor consumo de energía
  • Modificaciones de interfaz mucho más rápidas y la capacidad de desplegarlas a lo largo de múltiples niveles de profundidad dentro de un sistema operativo
  • Un sistema de iconos y recursos gráficos unificados para todos los desarrolladores para que sus aplicaciones dejen de pecar de los mismos problemas descritos arriba.

Para los diseñadores gráficos esto no debería ser un problema: simplemente cambias tu programa de diseño desde tu editor de mapa de bits a tu programa de edición vectorial y luego conviertes tus elaborados iconos con Paint Code.

Los colores y el aspecto

La otra queja al respecto de iOS 7 es la paleta de colores y su aspecto general, incluyendo la nueva tipografía. Hablar de colores es complicado, porque cada uno tenemos nuestros gustos, pero si quiero hacer algunos apuntes al respecto:

Una de las primeras cosas que he hecho esta mañana (porque ayer me resulto imposible) es coger un pantallazo de iOS 7 de calidad (de hecho, varios) y ponerlo en un Viejo iPod Touch y en un Galaxy SIII y PONERME AL SOL. Y la paleta de colores ayuda mucho, junto con el fondo blanco y esa tipografía (quizás demasiado “light”) a que con condiciones de sobreexposición de luz el futuro iPhone y los dispositivos que soporten iOS 7 se puedan usar con facilidad y si quedarse ciego. No se si os fijasteis que Ive estaba “más morenito” de lo habitual en su vídeo. Por algo será.

La simplicidad del aspecto de iOS 7 me parece genial. iOS es una herramienta que da soporte a otra/s herramienta/s y su mayor virtud debería ser pasar desapercibido. El problema es que cuando te han acostumbrado a “esto”:

Cosas como “esta” es fácil que se te atraganten.

La ventaja de la simplicidad, por otra parte, es la facilidad con que las aplicaciones pueden crecer sin tener que luchar contra los interfaces predeterminados y muy  personalizados.

Podría citar a varios desarrolladores (pero no lo voy a hacer porque me matarían) que odian muchísimo sus aplicaciones porque eligieron interfaces muy elaborados en los que el exceso de texturas y animaciones han acabado pervirtiendo la funcionalidad básica de la aplicación y les ha llevado una cantidad de trabajo enorme … PARA NADA. Al final, una App va más allá de su aspecto, y debe centrarse en su funcionalidad.

Usabilidad

Una de las cosas que hay que hacer cuando se ve una Keynote de Apple es abrir MUCHO los ojos y las orejas porque hay MUCHOS huevos de pascua. Por ejemplo, ayer enseñaron iBooks Author 3.0 así de tapadillo y sin nombrarlo. A mi no se me escapó porque trabajo con mucha frecuencia con esa aplicación, pero posiblemente se me escaparan otros muchos detalles al respecto de otras cosas enseñadas durante la Keynote.

Una de las cosas que si me fijé es que durante prácticamente toda la presentación de iOS 7, toda la interacción del usuario con el dispositivo se hacía con una mano. Una sola mano. Se hizo referencia a ello en varias ocasiones. Los botones, planos y sencillos, ahora tienen un gran tamaño y la pulsación sobre ellos ya no es “le doy 4 veces al bonito botón “+” porque no lo pilla o a ese infame “archivar” porque es muy mono, pero muy pequeño y no hay forma de que me reconozca el toque”.

iOS 7 va a contar con muchas mejoras en ese aspecto y muchas las descubriremos en la versión final del mismo: usabilidad a través de la sencillez, un único toque para una acción y una definición clara y concisa de lo que estás haciendo. Sin sombras, biseles ni relieves.

Es una beta

Prejuzgar el resultado final de iOS 7 sobre una primera beta pública (incluso en una segunda y una tercera) es como echar el arroz a la paella y probarla 5 minutos después para decir que el arroz está duro. Pasas por tonto.

OS X 10.9 Mavericks

Otra de las quejas es ¿Por qué Apple no ha portado el interfaz de iOS 7 a OS X 10.9 Mavericks?. Muy sencillo, son sistemas operativos totalmente diferentes a pesar de compartir el mismo núcleo y debido a la complejidad de OS X, que es “mucho más abierto” que iOS 7 (al final, puedes instalar lo que te de la gana, incluso si no está firmado por el desarrollador).

¿Qué veremos el interfaz de iOS 7 en OS XI? Una adaptación, con toda seguridad. Todo lo que se aprenda en términos de optimización y de mejoras en iOS saltará de forma natural al sistema operativo de los ordenadores de Apple, que por cierto, y es conveniente recordar, supone una parte muy pequeña en cuanto a ingresos y beneficios frente a la división móvil y por lo tanto, es un objetivo en segunda línea. Eso no quiere decir que no se esté trabajando sobre ello: desde Leopard, todas las actualizaciones de OS X han sido prácticamente acumulativas y OS X 10.9 Mavericks no es más que una vuelta de tuerca más mientras se prepara una actualización “de verdad” del sistema.

Resumiendo

Vale, “para gustos, los colores”, y si te vas a quedar en los colorines y en que no te gustan los iconos, pues iOS 7 será feo y no habrá más que decir. Ahora, que Ive ha hecho un trabajo de base increíble es incontestable y el refinamiento que irá recibiendo iOS 7 a lo largo de las próximas betas y futuras versiones va a permitir a Apple disponer de un sistema operativo con un interfaz que seguirá siendo usable, moderno y funcional durante los próximos 10 años hasta que empecemos a controlar iOS con la mente.

Categorías para este artículo

Join the Conversation

25 comentarioss

  1. cocoloku

    Muy completamente de acuerdo xD

  2. Luis Ge Le

    Chapó. Análisis jodidamente bueno. Plas, plas, plas.

    Y ahora a esperar las rabietas. xD

  3. satejes

    Excelente artículo que se resume en una sola frase:

    joé qué feo es el nuevo iOS 7.

  4. Pablo Romeu

    De vectorial, nada monada. Son iconos png de toda la vida 😛

  5. Carlos Burges

    Pues muy mal hecho por su parte, pero lo voy a reflejar, que conste.

  6. wenmusic

    “hasta que empecemos a controlar iOS con al mente” jajajaja

    Yo también me fijé en el empecinamiento en manejar siempre el iPhone con una mano.

    Desde hace un tiempo creo que las texturas, a las resoluciones que se manejan hoy en día, estaban siendo un lastre, fuesen bonitas o no. Por eso me pareció lógico este cambio, que por el momento sigo pensando que es agradable y acertado.

  7. Ian

    “un gráfico vectorial se reescala con facilidad desde un tamaño minúsculo a un tamaño fuera de los límites y sigue sin ocupar ni espacio de disco, ni espacio de memoria ni un esfuerzo adicional del procesador para representarlo”¿¿??

    Que se reescale no implica que no ocupe espacio y, ciertamente, el esfuerzo de procesador para convertir a píxeles un gráfico basado en vectores no es baladí (de hecho, este sistema ya se había ensayado en OSX, en máquinas mucho más potentes, y se desechó)

    Dicho esto, el hecho de que se hayan realizado en objective C no implica que deban ser ni tan simples que no se sepa qué son a menos que te fijes (como el de Reminders, el de Notas o el de Newstand) ni absurdos (como el de Game Center) ni que no exista ningún tipo de norma o directriz de diseño entre ellos (los gradientes de Safari y de Mail, opuestos), lo cual elimina todo rastro de una interfaz homogénea.

  8. Sinesby

    Yo soy uno de esos lloricas, bueno lo era porque me has convencido tío, muy bien artículo.

  9. gilbertmc

    colorin colorado, este cuento ha empezado

  10. Carlos Burges

    #7 Ian, un apunte: los gráficos vectoriales se muestran como son, no se convierten a píxeles (no a una imagen). La idea es PaintCode:

    http://www.faq-mac.com/noticias/paintcode-dibuja-objetos-vectoriales-genera-codigo-objetive-c-sobre-marcha/49624

  11. Majorinus

    Yo sigo siendo «llorica»; viendo las capturas de la pantalla de inico que ha puesto #9, no me pueden parecer menos que estrambóticas. Cierto es, como dice el artículo que copia Ian, que las aplicaciones tienen mejor pinta. Lo de los iconos no es simple cuestión de gusto; es que es incoherente que Ives —supuestamente— iba a realizar un diseño más plano, de acuerdo a una filosofía bien definida, y lo que ha hecho en cambiar unos iconos, al parecer, por un «deber» de cambiarlos y sin ser realmente más planos. ¿Que es una beta? Bueno, pero por mucha beta que sea creo que resultado debería ser mejor.

  12. Miranda Rocio

    Me ha encantado tu artículo porque me ha hecho darme cuenta de aspectos en los que no había reparado. Estoy de acuerdo con el concepto y es cierto que a veces se recargan los iconos y las aplicaciones con elementos claramente superfluos y quizá demasiado “barrocos” en detrimento de la fluidez del sistema. No obstante, me gustaría hacer una pequeña reflexión. Me gusta el minimalismo, pero no creo que sea sinónimo de infantilismo, y esa es la impresión que he tenido al ver algunos de los nuevos iconos de ios 7. Es verdad lo que dices de que ayer lo que se presentó fue una beta que puede sufrir cambios importantes en su versión final, pero creo que apple debería pulir más el diseño de unos cuantos de esos iconos; porque esquematismo y sencillez, sí, pero algo más de elegancia deberían tener.

  13. Jsansan

    Hay que ver que los nuevos iconos de las apps nativas de iOS tiene una base detrás (ya se ha visto en el video anuncial del sistema). Aún así, si se compara con algunos iconos de iOS 1.0 hasta el actual, algunos de ellos se han ido puliendo (calculadora, teléfono…), así que prácticamente estamos como empezando de “casi” 0 (por heredar el mismo concepto aunque vitaminado)

  14. yules

    Tan malo es pasarse como quedarse corto y aquí creo que se han pasado y lo han hecho, además, de un modo muy poco Apple: dándole a la gente el caballo más rápido que pedía. Lo raro es que los fandroids no lo hayan achacado al miedo al coco Android y la caída de las acciones. Será que, como las pantallas SupermegachachirequeteAMOLED les han condicionado hacia el colorín colorado, lo chllón y hortera, como una turista vieja vestida de loro, les parece de lo más glamouroso.

    Eso sí, me alegro de que haya división de opiniones, porque si nos paramos a pensar en los productos que más hype han generado en los últimos años, esos que iban a traer la paz mundial y curar el cáncer, como las táblets de HP o Bleckberry, los Lumias, Windows 8, las Surfaces… todos se han pegado castañazos a cual más apoteósico, con lo que este ambiente, tan parecido al de la presentación del primer iPad, resulta de lo más tranquilizador. 😉

  15. amt.desarrollos

    Muy buen artículo. Me encantó iOS 7, pese al digital vibrance muy saturado de los iconos. El efecto glass es de calidad, no como el de Vista o Seven que por suerte han eliminado. Tengo una sola duda: no se si iOS 7 es para mi mamá (que tiene cerca de 80 años). Creo que no va a ser fácil para ella que un boton no tenga forma de boton… me refiero a que perdieron los bordes y entre un botón y un texto cualquiera, ella puede confundirse. Me la imagino tocando todas las palabras para ver si alguna de ellas hace alguna acción :)

  16. yules

    Añado un par de reflexiones mañaneras:

    – Es verdad que el rediseño de iOS 7 no se nos ha aparecido como la panacea que salvará a la humanidad, pero con algo sí que teníamos esas esperanzas: Con los diseños que esperábamos de Jony Ive. Scott Forstall debe de estar frotándose las manitas leyendo, al menos, la mitad de las reacciones.

    – Vale, demos por hecho que la Bella se acostumbra a la Bestia. De tanto verlos, los iconos Fresh Prince nos van entrando y nos parecen hasta bonitos…. pero ¿qué va a ser de los cientos de miles de los iconos de las aplicaciones? Con su actual aspecto “realista” no resulta difícil distinguir unos de otros pero, si todos se reducen a la mínima expresión ¿habrá mínimas expresiones para individualizarlos a todos? ¿Si nos quejamos del gusto de un diseñador mundialmente aclamado, qué ocurrirá con los relativos gustos de decenas de miles de diseñadores aficionados? ¿Acabaremos activando todos el zoom con tres dedos para poder leer el nombre? 😉

  17. Alberto Lozano

    Qui podet foliare, foliat; qui non, cascabelitur

  18. Antonio Márquez

    ¿y por qué demonios la APP del tiempo es ahora más realista (y skeumorfista) que nunca? ¿en qué quedamos?

  19. Majorinus

    #19 Señalas lo que estoy diciendo (no sé si también aquí, en otro foro al menos): que no nos vendan la moto de que el rediseño es «la simplicidad» frente al skeumorfismo, pues este nuevo diseño también es skeumorfista: véase cómo simplemente los iconos tiene, en general, el mismo tema que los anteriores. Y si quería ser simple, ¿para qué se mantienen los degradados de color? Esto no es la simplicidad frente al skeumorfismo ni nada que se le parezca: es un infantilismo chillón y hortera frente a la elegancia que tenía iOS. Y es, me temo, también la pérdida de la originalidad y vanguardia de Apple. Es evidente que Apple se inclina cada vez más por adaptarse a lo que supone que son las tendencias estéticas del mercado, como ya hizo con el alargamiento del iPhone. Lo cual a mí me parece un suicidio: si Apple opta por hacer que sus aparatos se vean como los de una docena de fabricantes más acabará siendo una compañía más, sin personalidad ni ventajas específicas.

  20. Emylco

    Chapó maestro!! que rabien los lloricas.

  21. Majorinus

    #22 ¿Y por qué han de rabiar? ¿Hay algún pique personal en estas diferencias? A ver si va a ser que el calificativo de «lloricas» se ha escrito de mala leche; si es así avisen.

  22. shaman

    No puedo estar mas de acuerdo con Majorinus (#19). Sin embargo, hay que ver como resulta todo en la práctica y como es la experiencia del usuario. En definitiva todo se resume a eso, lo que resulte de esa experiencia.
    Por otro lado que es eso de llamar “lloricas” a los que están en desacuerdo? Aclaro que no estoy ni a favor ni en contra de esta nueva propuesta, como todo cambio hay que digerirlo, pero de ahí a llamar “lloricas” a los que no les gusto, me parece una falta de respeto. Me recuerda a ese articulo de Final X titulado “Pro-reinventarse o morir”, y hoy por hoy al menos a nivel corporativo el que murió fue el Final Cut. Pero ese es otro tema.
    En definitiva, no porque venga de Apple tiene que tomarse como palabra santa, son humanos y se pueden equivocar.

  23. satejes

    Lo de “Apple no vende […] vende una experiencia” es de lo mejor que he leído nunca. Me puedo imaginar al articulista entrando en una tienda Apple y diciendo “quiero una experiencia con 32 Gigas de almacenamiento. Ya sabe de qué estoy hablando”. Seguro que como no es un producto sino una experiencia no tiene ni que pagarlo.

    Yo voy a ir a comprar una GameBoy Color -digoo, un iPhone 5 C y lo voy a pagar con mi experiencia particular: billetes de Monopoly. Seguro que también lo entiende.

    Ya que se cita el DRAE, sería bueno mirar el significado de “experiencia”, que aquí se confunde con el de “mercancía”.

    Dicho lo cual, es normal que el nuevo OS no funcione en equipos sin suficiente experiencia (en forma de hardware). Pero no tiene sentido no dejar a la gente instalarlo si quiere, en el aparato que quiera. De otra forma la acusación de Gran Hermano que se aplicaba a Windows se la apropia Apple.

  24. Majorinus

    #24 Creo que este comentario era para otra entrada del mismo título pero más reciente, ¿no?

    Estoy muy de acuerdo, por cierto.